¿Cuál es el método Tabata? Te explicamos sus beneficios y cómo se hace

A día de hoy, ¿aún no sabes qué es el Tabata? Se trata de un método deportivo en el cual se lleva a cabo un ejercicio interválico que se caracteriza por ser de alta intensidad. Además, para que se cumpla de forma correcta debe realizarse en un periodo de tiempo muy corto. Aunque es una novedad dentro del mundo del entrenamiento, ya son muchas las personas las que han apostado por él para mantenerse en forma y fortalecer su salud.

El método Tabata se instaló entre nosotros hace pocas décadas, pero es cierto que ya se han comprobado sus beneficios, y estos son muy numerosos. Eso sí, a la hora de apostar por este entrenamiento es necesario tener en cuenta algunas indicaciones y también cuidado a la hora de realizarlo.

¿Qué es el Tabata?

Es normal, a día de hoy, seguir preguntándose qué es el Tabata. La respuesta es muy sencilla. Se trata de un entrenamiento interválico que presume de ser de alta intensidad. Fue creado en el año 1996 por el doctor Izumi Tabata. Era un investigador del Instituto Nacional de Salud y Nutrición de Japón. De este modo, sus investigaciones le dieron la oportunidad de crear el método Tabata, aunque lo aplicó al entonces equipo de patinaje de velocidad japonés.

Así, en esta agrupación analizaba el efecto que provocaba incluir rotaciones de ráfagas cortas que se desarrollaran con el máximo esfuerzo durante pocos segundos. Por esta razón, propuso un método en el que se realizaran series de muy poco tiempo, de veinte segundos, y muy intensas, permitiendo tan solo un descanso de diez segundos. Así, hasta llevar a cabo ocho ejercicios.

La distribución del método Tabata acabó siendo lo siguiente después de varios estudios:

  • Realizar una serie de veinte segundos de un ejercicio concreto a la máxima intensidad posible. En él, se debe intentar alcanzar el mayor número de repeticiones posibles.
  • Acabado lo anterior, se lleva a cabo un descanso de diez segundos.
  • Después del descanso, se realiza otra serie de veinte segundos, con la máxima intensidad posible y, de nuevo, intentando alcanzar el mayor número de repeticiones que se puedan desarrollar en este tiempo.
  • Tras el paso anterior, se descansan otros diez segundos.
  • Se vuelve a repetir todo lo anterior hasta que se haya realizado el ejercicio ocho veces. Por lo tanto, el tiempo total en el que se vaya a realizar el ejercicio será de cuatro minutos.

Haciendo un análisis de la estructura, es fácil llegar a la conclusión de que estamos llevando a cabo un entrenamiento que se incluye dentro de la definición de interválico de alta intensidad o HIIT. Estos cada vez son más demandados en los gimnasios y otros centros deportivos debido a su eficacia. Eso sí, hay que entrenar duro, ya que exige una gran resistencia.

Tabatá qué es

Beneficios del Tabata

Además de saber qué es el Tabata, es imprescindible conocer cuáles son sus beneficios para entender si nos podemos adaptar a él o no, y si nos conviene teniendo en cuenta nuestras características físicas, nuestra resistencia y nuestros objetivos. Hay que saber que los puntos más fuertes de este entrenamiento es que mejora la capacidad aeróbica y el estado físico. Asimismo, cuenta con otros factores, como que ayuda a perder grasa corporal de una forma más sencilla. Sin embargo, son muchas las ventajas que ofrece el método Tabata.

Trabajo de máxima intensidad

Una de las posibilidades más destacadas del método Tabata es que da la oportunidad de realizar un trabajo efectivo en tan solo cuatro minutos. Por esta razón, es perfecto para aquellas personas que apenas tienen tiempo para entrenar y, aún así, quieren ver resultados en su cuerpo.

Un quema grasas de calidad

Uno de los principales motivos por el que una persona quiere apostar por el método Tabata es porque es un eficiente quema grasas. En solo cuatro minutos se quema gran cantidad de grasa corporal debido a su intensidad. Son muchos los estudios que existen a día de hoy que han comparado el gasto calórico que se produce en el método Tabata con el que tiene lugar en una sesión de entrenamiento cardiovascular de veinte minutos a una intensidad moderada.

Eficiencia del método

Si por algo se caracteriza el Tabata es por ser un método muy eficiente. Tanto es así que en pocas semanas ya se notan grandes resultados, aunque el periodo en el que se lleven a cabo los ejercicios sean de cuatro minutos.

Tabata qué es

Entrenamiento versátil

Cuando hablamos de este entrenamiento, tenemos que destacar que es muy versátil. La razón es que este método solo nos marca la dinámica y la estructura del mismo, mientras que los ejercicios quedan a nuestra elección o, en el caso de tener un entrenador personal, el que este escoja.

Diferentes niveles

El método Tabata permite realizar mejoras tanto a nivel anaeróbico como aeróbico.

Pérdida de peso rápida

Como ya hemos dicho antes, este entrenamiento da la oportunidad de quemar grasas de forma sencilla. Por esta razón, teniendo en cuenta el aumento del metabolismo y al gasto calórico tan elevado que se desarrolla, la pérdida de peso la notaremos enseguida.

Genera un mayor número de enzimas

Este tipo de entrenamiento también provoca que se generen un mayor número de enzimas en el cuerpo. La función que tienen es la de convertir el ácido láctico en ácido pirúvico y viceversa. Por esta razón, el ácido láctico abandona antes el músculo, lo que generaría menos molestias en el cuerpo tras realizar cualquier tipo de esfuerzo.

Aumenta la sensibilidad a la insulina

Además de todo lo anterior, el método Tabata también permite aumentar la sensibilidad a la insulina. Por este motivo, el músculo tiene la capacidad de captar la glucosa con mayor facilidad. Asimismo, este hecho también provoca que esta no se acumule en forma de grasa y quede libre en la sangre.

Tabatá qué es

Contraindicaciones del método Tabata

Como acabamos de ver, el método Tabata ofrece multitud de beneficios para el organismo y en poco tiempo. Sin embargo, no está hecho para todo tipo de personas, ya que este también cuenta con algunas contraindicaciones, que son las siguientes:

  • El método Tabata no está recomendado para aquellas personas que no están acostumbradas a una actividad deportiva tan intensa. De esta manera, los principiantes o las personas que no realizan de forma constante ejercicio aeróbico no deberían apostar por este tipo de entrenamiento.
  • Aquellas personas que tengan problemas vasculares o cardíacos, como el colesterol elevado, la hipertensión o cualquier otra patología del corazón, también deberían abstenerse de practicar este método.
  • Las mujeres embarazadas tampoco deben optar por este tipo de entrenamiento.
  • Las personas que sigan una dieta baja en calorías tampoco están preparadas para el método Tabata. La razón es que es posible que al practicarlo sufran pérdida de conocimiento o mareos debido a una hipoglucemia.
  • Quien sufra lesiones articulares no deben llevar a cabo este tipo de ejercicios tan intensos. La razón es que al tener que hacer el máximo número de repeticiones posibles, las articulaciones van a sufrir mucho.

Antes de ponernos manos a la obra no debemos olvidar la alta exigencia que pide este método en cada entrenamiento. Hay que dar lo máximo de cada uno en muy poco tiempo para ver resultados. Por ello, no se adapta a todas las personas y hay que saber asumir ciertas limitaciones.





Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Go up

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, de lo contrario puede cerrar el sitio web. Mas