Dieta baja en carbohidratos para bajar de peso

Si estás buscando bajar de peso, seguir una dieta baja en carbohidratos es una alternativa que puedes considerar. Recuerda que para mejores resultados, lo mejor es acompañar a esta dieta de actividad física diaria, así como de la suficiente cantidad de agua; por lo menos, dos litros al día.

¿Qué es la dieta baja en carbohidratos?

Existen muchas dietas hoy en día que prometen ayudarte a perder esos kilos de más. Sin embargo, una de los regímenes alimenticios más tradicionales y seguidos por muchas personas alrededor del mundo es la dieta baja en carbohidratos. Pero, ¿En qué consiste exactamente esta dieta? Como su nombre indica, este régimen alimenticio se caracteriza por su bajo contenido de hidratos de carbono; es decir, limita el contenido de carbohidratos y potencia el consumo de proteínas y grasa.

¿Y cuáles son los hidratos de carbono que se restringen en esta dieta? Aquí encontramos, por ejemplo, los cereales y ciertos vegetales y frutas con almidón. A su vez, existen múltiples dietas bajas en este tipo de alimentos y cada una sigue ciertas restricciones sobre estos. Estas restricciones son respecto de las cantidades y tipos de carbohidratos que se pueden consumir.

Beneficio de la dieta baja en carbohidratos

El objetivo principal de este tipo de dieta es conseguir la pérdida de peso, por eso se trata de uno de los regímenes más famosos. Sin embargo, este tipo de alimentación restrictiva no solo puede ayudarte a perder los kilos de más, sino que también puede traer múltiples beneficios para la salud. Y es que una dieta baja en carbohidratos también se recomienda para ayudar a prevenir enfermedades como diabetes tipo II y síndrome metabólico.

¿Por qué escoger esta dieta?

Es posible que ya hayas probado numerosas dietas para intentar bajar de peso y aún no consigas tu objetivo. Pero, ¿Por qué reducir los carbohidratos podría ser tu mejor opción? ¿Por qué deberías seguir esta dieta? No solo es ideal para ayudarte con la pérdida de peso, sino que también puede ayudarte a mejorar tus hábitos alimenticios.

Recuerda que el consumo excesivo de carbohidratos, presente en la comida basura, solo trae riesgos a largo plazo para la salud. Además, si acompañas este régimen con ejercicio diario, no solo perderás peso, sino que también estarás mejorando tu salud. Recuerda que antes de iniciar cualquier tipo de dieta, lo más aconsejable es acudir a tu médico de cabecera y consultar si este tipo de dieta es buena para ti, particularmente si tienes alguna afección como diabetes o enfermedades del corazón.

Características de la dieta baja en carbohidratos

La ventaja de este tipo de dieta es que tú mismo puedes diseñarla según tus necesidades, así como tus preferencias alimenticias, por lo que no necesariamente tienes que privarte del todo de la comida que te gusta. Pero, ¿Cómo escoger los carbohidratos que sí puedes consumir? Los carbohidratos se agrupan en distintos grupos:

  • Naturales simples, que se adquieren de la fructosa (frutas) y la lactosa (leche)
  • Refinados simples, como el azúcar común
  • Naturales complejos: cereales integrales y legumbres
  • Refinados complejos: bollería industrial (harina blanca); este tipo de carbohidratos son los que debes evitar a toda costa si lo que quieres es perder peso.

Te aconsejamos comenzar tu dieta baja en carbohidratos de manera progresiva; es decir, no restringiéndote de golpe todos los alimentos. Puedes empezar, de forma gradual a desprenderte de los alimentos refinados complejos, como los bollos industriales y demás alimentos procesados. Si los consumes a diario, lo mejor es ir reduciendo el consumo de los mismos y limitarlo, por ejemplo, a los fines de semana.

¿Qué carbohidratos puedes consumir?

Como ya has podido ver, no todos los carbohidratos son malos para el cuerpo ni te alejan de tu objetivo. Hay carbohidratos buenos y puedes incluirlos en este régimen alimenticio. Aquí encontramos las frutas y verduras, encabezando la lista; también está permitido consumir leche (de preferencia semidesnatada o desnatada) y sus derivados; como derivados de la leche podemos mencionar el yogurt natural y queso fresco.

También puedes consumir legumbres: alubias, garbanzos y lentejas. Recuerda que estos no deben estar preparados a manera de platos tradicionales, sino que pueden servirte como base para ensaladas. El comer lentejas no quiere decir que debas comer las lentejas tradicionales con embutidos; estas simplemente te alejarán de tu objetivo. Por último, los frutos secos, como las nueces, también son una buena opción para incluir en tu nueva alimentación.

Es importante destacar que, pese a que se pueden consumir cereales, legumbres, frutas y verduras, estos deben hacerse con ciertas restricciones y siguiendo un horario específico. Por ejemplo, no es aconsejable consumir alimentos dulces por la noche, puesto que, al descansar, no necesitas quemar energía. Es decir, la energía la necesitas por el día y no por la noche. Algunas pautas sobre este tipo de dietas puedes encontrarlas en la Dietary Guidelines for Americans; aquí se establece que los carbohidratos deben representar entre un 45 y 65% de la ingesta diaria de calorías. En la dieta de las 2.000 calorías, por ejemplo, los hidratos de carbono constituyen entre 900 y 1.300 calorías diarias permitidas.

Restricción carbohidratos

Evita a toda costa los alimentos procesados: pan, pasta de harina blanca, galletas, tartas y dulces. Tampoco se aconseja consumir gaseosas ni bebidas con azúcar. Si no deseas consumir agua todo el tiempo, puedes prepararte tú mismo ciertas bebidas como la limonada y endulzarla con edulcorantes naturales como los siropes de arce y agave.

¿Cómo funciona esta dieta?

Una de las preguntas más frecuentes que suelen hacerse las personas que quieren bajar de peso es sobre cómo funciona esta dieta. ¿Cómo se consigue perder esos kilos, sin consumir todos los carbohidratos? Empezamos por contarte que los carbohidratos no son malos, aunque se les demonice. Se tratan de una fuente de energía que el cuerpo necesita.

Durante la digestión, los hidratos de carbono complejos se descomponen en glucosa o azúcares simples y se envían al torrente sanguíneo; de ahí que la glucosa esté presente en la sangre. Cuando esto ocurre, el cuerpo libera la insulina necesaria para que la glucosa se adhiera a las células del cuerpo y que estas puedan utilizarla a manera de energía. Sin embargo, la insulina solo absorbe cierta cantidad de glucosa. Aquí es cuando se sube de peso si se consumen muchos carbohidratos procedentes de la bollería industrial, puesto que ese exceso de glucosa se transforma en grasa corporal, después de almacenar una parte en el hígado y los músculos.

Cuando se reduce la ingesta de carbohidratos, lo que el cuerpo hace es tirar de las reservas de grasa almacenada y obtener de ahí la energía que necesita para funcionar. Al utilizarse estas reservas, por no ingresar tantos carbohidratos al cuerpo, se pierde peso.

Resultados de la dieta baja en carbohidratos

Sin duda alguna, la pérdida de peso es la consecuencia más evidente de restringir el consumo de hidratos de carbono; siempre y cuando la dieta sea equilibrada, se siga de forma adecuada y, por supuesto, se acompañe de actividad física diaria.

Este tipo de dietas suelen ser muy restrictivas al principio y posteriormente incorporan más calorías y, en consecuencia, más hidratos de carbono. Es importante que, cuando hayas alcanzado tu objetivo, no abandones la dieta por completo, pues estas dietas ayudan a bajar de peso muy rápido, pero el efecto rebote puede ser mayor.

Por otra parte, se cree que este tipo de dietas, pese a todo pronóstico, resultan muy saciantes y no generan ansiedad en el cuerpo. Es decir, no pasas hambre siempre y cuando la dieta sea equilibrada y se potencie el consumo de proteínas y grasas. Este tipo de alimentos te ayudará a tener sensación de saciedad y, en consecuencia, te ayudará a comer menos.





Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Go up

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, de lo contrario puede cerrar el sitio web. Mas