Remedios Naturales

Remedios Caseros para Eliminar la Celulitis

La celulitis puede llegar a convertirse en un verdadero problema estético para muchas mujeres (aunque también pueden sufrir muchos hombres). Consiste aparentemente en la aparición de una serie de abultamientos en la piel, con aspecto de hoyuelos o bultos irregulares, que surgen habitualmente en la zona del muslo. Se forma cuando el tejido graso profundo empuja el tejido conectivo, lo que crea ocasiona la aparición de los típicos hoyuelos.

Es un problema muy común. De hecho, se estima que entre un 80 y un 85 por ciento de las mujeres mayores de 21 años tienen celulitis. Y, aunque no es tan común en los hombres, también pueden sufrirlo en algún momento de sus vidas. Aunque, es cierto, también ha estado rodeada de muchos mitos.

Como te comentábamos al comienzo, los muslos suele ser la zona del cuerpo más frecuentemente, fundamentalmente porque se trata del área que posee un mayor tejido graso. También influyen otros factores de riesgo relacionados, como: historia familiar, hormonas (como lo estrógenos), la inflamación de los tejidos, el aumento del tejido graso como consecuencia del aumento de peso, la pérdida de colágeno, la mala circulación, un mal drenaje linfático y los años.

Aunque puede convertirse en un problema estético realmente frustrante, puedes estar tranquilo: en términos de salud no es malo tener celulitis. Es decir, no supone un riesgo para la salud. No obstante, es comprensible que muchas mujeres deseen deshacerse de ella. Si este es tu caso, a continuación te explicamos algunos remedios caseros útiles para eliminar la celulitis, de forma efectiva, fácil y sencilla.

No te pierdas: la guía definitiva para eliminar la celulitis

1. Masajes

Un remedio casero verdaderamente útil y sencillo es el masaje, que puede hacerse en casa o con la ayuda de un masajista profesional. Aportan una cantidad interesante de beneficios no solo para el cuerpo (físicamente), sino también para la mente, ya que mientras nos lo que podemos podemos descansar y relajarnos. Y, además, también puede ayudar a la hora de reducir la celulitis.

¿Por qué? Fundamentalmente porque el masaje ayuda a mejorar el drenaje linfático, pudiendo estirar el tejido de la piel de forma natural. Esto, a su vez, puede ayudar a que los incómodos y molestos hoyuelos típicos de la celulitis también se estiren. Aunque en este caso tampoco podríamos olvidarnos de los conocidos como masajeadores anticelulíticos.

Aunque las cremas utilizadas para realizar el masaje pueden ser de cierta ayuda, la clave principal es el proceso de masaje en sí mismo. No basta con aplicar una crema y esperar a la celulitis tienda a desaparecer por sí sola. Al contrario, el masaje es imprescindible. Y, además, es necesario repetir el proceso constantemente para lograr -y mantener- los resultados deseados.

2. Beber más agua

La hidratación es fundamental a la hora de conseguir una buena salud. Y, por ejemplo, el agua mineral es otra opción interesante que puede ayudar contra la celulitis.

No solo te ayudará a mantenerte adecuadamente hidratada, también ayuda a eliminar las toxinas que pueden conducir a la acumulación de grasa. Y, además, es útil para estimular la circulación y el flujo linfático.

3. Pérdida de peso

En algunas personas, la pérdida de peso puede ayudar a la hora de reducir la celulitis. Pero esto solo sería útil cuando la persona tiene sobrepeso, dado que perder el exceso de grasa corporal puede ayudar naturalmente a la hora de reducir la apariencia de la celulitis.

Eso sí, debemos tener en cuenta las mujeres que tienen un peso saludable (o incluso las que están por debajo del peso recomendado) aún más el riesgo de desarrollar celulitis, por lo que, como es de imaginar, el exceso de peso no es la única causa directamente relacionada.

En cualquier caso, siempre que exista exceso de peso, perderlo es siempre saludable, tengas o no celulitis. Una dieta saludable y la práctica de ejercicio físico son fundamentales a la hora de disfrutar de una buena salud, y pueden ayudar a reducir los incómodos hoyuelos presentes en los muslos.

Consejos utiles contra la celulitis

4. Ejercicios físicos adecuadamente

Como te comentábamos anteriormente, existen una serie de ejercicios físicos que son especialmente útiles para reducir la celulitis. Destacan sobre todo los ejercicios de piernas y glúteos, dado que pueden ayudar a que la piel situada alrededor de la región del muslo se tense, desapareciendo por tanto los hoyuelos.

No obstante, debes tener en cuenta que el ejercicio no es una forma infalible para reducir la celulitis presente en los músculos, pero sí ayuda a la hora de tener unos músculos más fuertes, y a la piel se tensa, siendo útil en definitiva para reducir su apariencia. Toma nota de los ejercicios más adecuados:

  • Sentadillas Sitúate con los pasteles separados a la altura del ancho de los hombros, y asegúrate de que los dedos de los pasteles apunten hacia adelante. Ahora baja los glúteos como si estuvieras sentado en una silla, asegurándote de que las rodillas no sobrepasen los dedos de los pies. Aprieta un poco y vuelve de nuevo a la posición inicial. Y vuelve a repetir de nuevo.
  • Sentadillas con salto. Este es un paso más allá de la sentadilla regular que te hemos explicado anteriormente. Para hacerla solo debes realizar una sentadilla regular. Y en lugar de volver a la posición inicial una vez ha realizado la sesión, haz un pequeño salto con los dedos de los pies.
  • Step-ups Para realizarlo necesita un banco o una caja de ejercicios. Sitúate frente a él, písalo a la vez que te pones encima, levantando el pie. Retrocede luego en el mismo patrón. Vuelve a repetir de nuevo.

5. Algunos cambios en el estilo de vida útil

Aunque no existe forma de prevenir la aparición de la celulitis, al ser una condición común cuyo riesgo aumenta con la edad, también influyen los estilos de vida. Y, a la vez que pueden influir, evitarlos es igualmente útil para disminuir el riesgo de que surja; o, al menos, para reducir la cantidad de celulitis presente en los muslos.

Es imprescindible, como ya te hemos comentado, no solo la práctica de ejercicio físico regular. También es útil cuidar la alimentación, optar por una dieta saludable y equilibrada, alejada de alimentos ricos en grasas saturadas y azúcares. Y, sobre todo, evitar el sobrepeso (o reducir el exceso de peso cuando estamos por encima del peso restringido como “normal”).

Si ya tienes algo de celulitis, puedes hablar con tu dermatólogo, especialmente si estás interesado en procedimientos y tratamientos profesionales, útiles para reducir la apariencia de la celulitis. Algunos tratamientos médicos, como por ejemplo podría ser el caso de la terapia con láser, pueden ser de utilidad, aunque no eliminarán completamente la celulitis presente en los músculos.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar