Todos los beneficios que aporta el pescado blanco si lo incluyes en tu dieta

Es bien sabido que el pescado es un alimento muy nutritivo y cargado de beneficios. Sin embargo, no todos los pescados son iguales. Es por esto que, en el presente artículo, profundizaremos en los beneficios que aporta el pescado blanco.

Los beneficios que aporta el pescado blanco en comparación con otros tipos de pescado

La principal diferencia entre el pescado blanco y el pescado azul se encuentra en la cantidad de grasa que contiene cada tipo de pescado. Los pescados azules tienen un porcentaje de grasa de 5%, mientras que los pescados blancos tienen un porcentaje de grasa de 2% o incluso menos.

Si tienes problemas para saber cuáles son los pescados blancos, una de las formas más sencillas de diferenciarlos de los pescados azules radica en la forma de su cola, ya que los pescados blancos tienen colas rectas o en forma de abanico.

Plato de bacalao

Valor nutricional

Con respecto a los beneficios que aporta el pescado blanco, en segundo lugar se encuentra un aporte nutricional superior al de los pescados azules. Específicamente, los pescados blancos suelen ser más ricos en ácidos grasos Omega 3 y 6 y proteínas.

Asimismo, tienen una alta concentración de vitaminas B12, B3, A, B y minerales como hierro, calcio y fósforo. Es por esto que el pescado blanco puede ser un gran aliado en tu dieta si quieres ganar masa muscular.

Ayuda a prevenir la aparición de enfermedades cardiovasculares

El pescado blanco es un alimento recomendado en el caso de las personas que presentan un mayor riesgo de padecer alguna enfermedad cardiovascular. Esto se debe a que el consumo de este alimento puede reducir el riesgo de padecer afecciones de este tipo.

La explicación científica de este beneficio se encuentra en el alto contenido de ácidos grasos omega 3, el cual es responsable de disminuir la cantidad de triglicéridos. Cabe mencionar que tener niveles altos de triglicéridos en la sangre se asocia con el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.

Fortalece los huesos

Gracias a su alto contenido en calcio e hierro, el pescado blanco contribuye al fortalecimiento de los huesos. Asimismo, previene la aparición de enfermedades degenerativas de los huesos como la osteoporosis.

Fortalece el sistema inmunológico

Si te enfermas con demasiada frecuencia, entonces deberías considerar incluir más pescado blanco en tu dieta, ya que este alimento puede ayudarte a tener un sistema inmunológico más fuerte. Esto se debe a su alta concentración de vitamina A y B. De hecho, por esta misma razón ayuda a prevenir la anemia y mejora la salud en el sistema neurológico.

Favorece el crecimiento

En el caso de los adultos este beneficio quizá no sea tan significativo, pero sin duda alguna puede ser una razón para comenzar a alimentar a tus hijos con pescado blanco de manera regular. Sucede que este tipo de pescado tiene altas concentraciones de fósforo, un mineral que tiene un papel muy importante en el crecimiento, especialmente en el caso de los niños y adolescentes.

Plato de merluza

Ayuda a prevenir el hipotiroidismo

El pescado blanco es muy conocido por contener una alta cantidad de yodo, un componente esencial en el funcionamiento de la glándula tiroides, por lo cual ayuda a prevenir el desarrollo de hipotiroidismo.

Es excelente para adelgazar

Si estás interesado en planificar una dieta para adelgazar, entonces comer pescado blanco podría ser una gran idea. Tal y como se mencionó al principio, se trata de un alimento con un contenido de grasas muy bajo, pero también uno que se puede digerir con facilidad.

De hecho, su aporte calórico también es bastante bajo. Cien gramos de pescado blanco aportan un aproximadamente ciento veinte calorías, una cantidad bastante baja en comparación con otros alimentos de origen animal.

Mejora la salud de la vista

Entre las propiedades del pescado se destaca su capacidad para mejorar la agudeza visual, puesto que contiene nutrientes que contribuyen al mantenimiento y formación de los tejidos que conforman la retina.

Mejora la salud de la piel

Por último, hay que resaltar que el pescado blanco contribuye a mejorar la salud de la piel. Esto se debe a que se trata de un alimento con propiedades antioxidantes, la cuales ayudan combatir los radicales libres responsables del envejecimiento prematuro y algunas lesiones cutáneas.

De manera que entre los beneficios que aporta el pescado blanco se incluye el de ayudarte a lucir una piel más brillante, limpia y joven de manera natural.

 

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *